Page 22 - Demo
P. 22

  director gerente del Complejo Hospitalario de toledo
 a fonDo
Juan antonio BLas QuíLeZ
Trayectoria
  El doctor Juan Blas nació en Zaragoza en el año 1954 donde estudió Medicina. Posteriormente, se formó en la especia- lidad de Urología en el Complejo Hospi- talario de Toledo, donde es actualmente desarrolla su labor como urólogo.
Fue director general de Asistencia Sani- taria del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha desde 2002 hasta el 2009.
Desde 1999 hasta 2001 fue director mé- dico y, posteriormente, gerente del Hos- pital Nuestra Señora de Sonsoles de Ávila.
Desde 1994 hasta 1999 fue director mé- dico del Hospital Nacional de Parapléjicos.
Cuenta con dos máster en gestión: Más- ter en Gestión Sanitaria por la Escuela Na- cional de Sanidad y Master en Dirección y Gestión en I+D+I por la Escuela Nacional de Sanidad y la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid)
Tiene una amplia experiencia en gestión a la que se ha dedicado desde el año 1994.
Desde que asumió la Dirección del Complejo Hospitalario de toledo, ¿cómo ha compaginado la gestión del día a día de un centro de gran dimen- sión con un proyecto tan complejo como la apertura del nuevo hospital?
Es una tarea complicada, puesto que la gestión diaria de un complejo hospita- lario concentra toda mi disponibilidad. Son muchas horas de dedicación, pero en Sanidad nos debemos a nuestros pa- cientes.
Afortunadamente cuento con un gran equipo de profesionales en los que he depositado mi confianza y en los que puedo delegar asuntos que me permi- ten compatibilizar la gestión sanitaria con el gran proyecto del futuro Hospital General Universitario de Toledo.
Somos un gran equipo los que con- formamos el trabajo del proyecto del nuevo hospital de Toledo, que en un futuro muy cercano será una realidad.
La crisis ha ocasionado, entre otros efectos, un nivel de obsolescencia tecnológica en los hospitales públi- cos que nos ha llevado a la cola de los comparativos europeos publicados por CoCIR. Las comunidades autó- nomas difícilmente tienen capacidad para oxigenar esta obsolescencia que se ha generado y que se sigue agra- vando. ¿Qué se podría hacer desde el gobierno central para ayudar a resolver de forma estructural esta si- tuación?
Para mantener la buena calidad de los equipos tecnológicos es necesario in- versión. Para ello, pediría al Gobierno central que disponga de los recursos necesarios para poder mantener la ca- lidad que distingue a la sanidad pública española.
Por el bien de nuestros pacientes, ne- cesitamos que los equipos hospitalarios de alta tecnología tengan una buena calidad.
Afortunadamente en Castilla-La Man- cha los responsables de la sanidad públi- ca son conscientes de esta necesidad y han aprobado un Plan de renovación de Alta Tecnología en Castilla-La Mancha, dotado de 27 millones de euros, para re- novar tanto los equipos de media como de alta tecnología. Esta misma sensibili- dad espero de los responsables sanita- rios del Gobierno central.
En el Complejo Hospitalario de To- ledo se ha materializado en estos dos últimos años con adquisición de un TAC de 320 cortes, con la actualización de la resonancia magnética y un ecógrafo de alta gama, entre otros ejemplos.
El desarrollo tecnológico en los últi- mos años ha hecho que aparezcan nuevos conceptos y formas de enten- der y gestionar la tecnología, tales como, por ejemplo: ciclo de vida aso- ciado a la adquisición de la tecnolo- gía, Big Data como nueva herramien- ta predictiva mediante el análisis de datos, Lean Healthcare aplicado a la eficiencia en los procesos tanto asis- tenciales como no asistenciales, trata- mientos personalizados ajustando el
22 tesla • OTOÑO 2018














































































   20   21   22   23   24